1. Elige un tema que te apasione. Recuerda que el tema debe de estar vinculado a tu área de estudios.
  2. Busca fuentes especializadas, un ejemplo es la plataforma de google académico.
  3. Ordena tus ideas, existen diferentes maneras como: mapas mentales, cuadros sinópticos o mapas conceptuales. Además te ayudarán a estudiar y repasar sin necesidad de leer todo.
  4. Pregunta tus dudas a tu asesor o asesores, ellos podrán orientarte para dirigir tu investigación.
  5. Agenda cada avance. Crea un plan de trabajo de acuerdo a tus actividades y ritmo de trabajo.
  6. Revisa siempre el desarrollo de tu trabajo gramática, ortografía, redacción y sintaxis.
  7. Cita cada una de tus fuentes, la manera recomendada es usando las normas APA.
  8. Investiga sobre especialistas que puedan apoyarte sobre el tema.
  9. Asiste a conferencias, es otra manera de obtener información de fuentes vivas y mantenerte actualizado sobre el tema.
  10. Prepara una presentación atractiva para exponer tu trabajo de una forma sencilla a tus sinodales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *